sábado, 18 de enero de 2014

lluvia y animales


Esta mañana me han despertado los truenos. La casa estaba en penumbra y más que las 9 de la mañana parecía que fuera otra vez de noche. Mientras desayunaba el sonido de la lluvia se ha vuelto más ensordecedor. Caían bolitas de granizo que al chocar con la barandilla del balcón rebotaban histéricas; al cabo de 2 minutos ya habían cubierto la superficie de balcones y coches con una capa de glaseado. 
"¡La lluvia nos ha arruinado el plan!" he pensado un poco contrariada. Sólo un poco porque la perspectiva de ir de rebajas con mis hermanas tampoco me entusiasmaba. Me ha sabido mal por mi sobrino, que tenía muchas ganas de ir de compras conmigo; dice que con su madre no se puede ir. Sí, ya ha llegado a esa edad. Tiene 12 años y aunque sus amigos ya empiezan a lucir un tímido bigote y unas voces ligeramente varoniles, él todavía tiene cara de niño. No sé si es pasión de tía, pero será un chico guapote, además de ser el sobrino más generoso y cariñoso del mundo.
La lluvia le ha dado al sábado un toque de domingo un poco deprimente. Me pregunto cómo lo hace la gente que vive en países lluviosos, de esos en los que llueve ca-da-dí-a. Nuestro amigo gallego Cooper dice que uno acaba acostumbrándose y la lluvia ya no es un impedimento para pasear o ir de compras. Me pregunto como sería yo si me hubiera criado en un país nórdico... (me molaría ser como Elsa... sí, hoy he visto Frozen y me ha gustado).


El otro día, a raíz del Open de Australia, en las noticias hablaban de la ola de calor extremo que estaba afectando el sureste de Australia, con temperaturas de más de 40 grados; mientras hace unas semanas nos hablaban de una ola de frío que congelaba parte de EE.UU y con ella, las cataratas del Niágara. Así que vivir un invierno suave como el nuestro parece un placer. Sea como sea, sigue pareciéndome raro que en algunas partes del mundo la gente vaya con abrigo en verano y que en invierno sufran olas de calor. Consecuencias de tener una visión del mundo eurocentrista supongo...

foto: hiro

Cambiando de tema, hace un par de días mi hermana pequeña descubrió que una familia de patos habita la orilla del río. Ayer la acompañé a pasear hasta allí y les dimos pan. Está tan enamorada de esos patos que incluso ha bautizado alguno de sus miembros, y medio en broma baraja la idea de adoptar alguno rollo Joey y Chandler en Friends. Esta mañana, con la tormenta que ha caído, sólo estaba preocupada por ellos, es un caso... El otro día me pasó el siguiente vídeo de gatitos y entré en un bucle procrastinador. ¿Qué tienen los vídeos de gatitos y perritos que una vez empiezas a mirarlos no puedes parar de saltar de uno a otro?


20 comentarios:

  1. Debo ser la única persona en el mundo a la que no le gustan los vídeos de gatitos...jajaja

    Petonets!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Eres la excepción que necesita toda regla ;D

      Petons!

      Eliminar
  2. Por aquí también ha llovido, pero no nos ha impedido disfrutar de los eventos XD
    Que grande tu sobrino (con lo de que prefiere ir contigo de compras)
    Por cierto las cámaras que heredé son una Zenit 122k y una Nikon F-601. Ya te diré que tal las fotos con la película purple :D
    Feliz Semana!!!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Así me gusta! no dejando que la lluvia os arruinara las fiestas ;)
      Mi sobrino es una dulzura! no me gusta ir de compras pero con él seguro que la experiencia mejora.
      ¡Qué guapas las cámaras! me ha gustado mucho la Zenit 122k :D
      Feliz semana True!

      Eliminar
  3. No hay como un buen aguacero para lavar las caras de las calles.

    Saludos

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Exacto! ¿y el olor a lluvia? me encanta! es como si el mundo volviera a renacer.
      ¡Gracias por comentar!
      Saludos :)

      Eliminar
  4. Nunca, nunca, nunca podría vivir en un pais del norte, directamente hasta quiero cambiar Andalucía por Canarias xD
    Frozen no me gustó demasiado, la historia estaba entretenida y tal, pero tanta canción me saturó... al menos la parte del muñeco de nieve estaba graciosa.
    Yo videos de gatos no, pero de perros sí... son más monos que los felinos con caras de ariscos!
    Besos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajajaja a mí me pasa lo mismo! Ah, Canarias...! vivir eternamente en una temperatura primaveral tiene que ser genial! (pareado).
      El personaje de Olaf y el de Elsa son lo mejor de la película. A mí las canciones no se me hicieron tan pesadas, hay pelis Disney con muchos más números musicales (Aladin, El rey león...).
      Tú, com Id, eres más perruna jeje
      Besos! :)

      Eliminar
  5. prefiero la lluvia a los videos de gatitos... Soy peligrosa...
    alejaos!!! ^.^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pero mucho, mucho... ¿eh? XD
      suerte que me caes bien ;)

      Eliminar
  6. Además de dos hijas ( y una tercera en camino), tenemos dos gatos y unas gata...Ya ves, jejeje....qué entretenidicas estamos :P Yo podría pasar horas mirando mirando a mis gatos...me encantan todos sus movimientos, su rapidez, inteligencia y astucia, cómo mueven las patitas cuando juegan... Los vídeos también los veo de vez en cuando, jejeje, cuando alguien los cuelga en facebook ;) Y adoro la lluvia y verla desde casa, desde la ventana...con mis gatos ventaneros...Buena combinación, sí señor!!
    abracitosmil

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Enhorabuena!! con la tercera ya seréis familia numerosa :) seguro que no tendréis tiempo ni de aburriros jeje. A mí también me encanta observar a los gatos, y si son gatitos todavía más, me dan mucha ternura :)
      La lluvia me gusta desde casa, o si estoy en la cama pero si tengo que salir la odio. Jaja me gusta eso de "gatos ventaneros".
      Besos! :)

      Eliminar
  7. Yo me reí mucho estas Navidades cuando mi tía contó que mi primo pequeño (14) la había liado en el médico porque le dijo que se bajara los calzoncillos, y él contesto con un claro: NO. Me hacen gracia esas cosas de la pubertad. Yo en cambio pagaría por poder colocar un sol y mucho calor ahí todos los días.. vi Frozen hace tiempo ya, y aunque me gustó el final y la conclusión, tiene algunos momentos demasiado típicos. La hermana de Elsa me pone muy nerviosa, sobre todo la cancioncita del muñeco de nieve y el amor de su vida... jaja.

    Besis.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. jajaja bravo por tu primo XD la pubertad es una edad muy tonta, suerte que se cura con el tiempo...
      La hermana de Elsa es hiperactiva! la canción del muñeco de nieve es la que se me hizo más pesada. Y lo mejor, Elsa diciéndole a su hermana: "you can't marry a man you just met" y el "break" que esa frase supone con toda la tradición Disney jajaja (http://31.media.tumblr.com/1009312d221af78682898ed2cd34ce5b/tumblr_mzntvkKJr51r5x87qo1_r2_500.jpg)
      Un beso! :)

      Eliminar
  8. Con 40° en ésta larga noche del 23 de enero, en Buenos Aires todos andan como locos, y para peor con cortes de luz, pero bueno, eso tienes por la tala indiscriminada de árboles y los daños a la naturaleza de los últimos 200 años...

    Saludos!

    J.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Uf!! 40º de noche es una barbaridad! en las noticias vi lo de la ola de calor en Argentina y los cortes de luz. Ahora la naturaleza nos devuelve lo que hemos sembrado...
      Gracias por comentar José A.!
      Saludos refrescantes desde aquí! :)

      Eliminar
  9. Me gusta mucho la foto y la historia de tus patos y desde hace días estoy por comentar lo que me recordó.
    Hace unos años, en la época en la que hacía una estancia en un centro de investigación, una pata apareció en el estanque del patio y anidó. Se suponía que procedía de un parque cercano en el que había un estanque con patos. Nacieron los patitos y todo el mundo tenía que ver con aquello. La gente se ocupaba de que no les faltara de comer a la pata y sus patitos, como mismo les echaban migas de pan a las carpas del estanque. Me fui antes, así es que no sé cómo se fueron la pata y sus patitos, aunque supongo que todo fue bien. En esos mismos años yo vivía junto a una playa (esto lo conté en http://lasgatasmad.blogspot.com.es/2010/05/dia-de-canarias.html). Algunos domingos por la mañana, temprano, cuando la marea estaba baja, había personas que, con el agua a la altura de los tobillos o las pantorrillas, echaban migas de pan y los peces se las disputaban. Alguna vez lo hice y es indescriptible lo que se siente teniendo montones de peces no a tus pies sino moviéndose entre las piernas.
    Una vez, en un congreso, un investigador australiano al comenzar su presentación enseñó dónde quedaba Australia, en el mapa del mundo según los de su país. El norte quedaba abajo y el sur estaba arriba ;).
    La lluvia está bien pero no siempre, entonces deja una de cantar bajo la lluvia a lo Gene Kelly y se convierte en el mayor inconveniente a superar, “laputalluvia”. En cuanto a gatitos y perritos, me parecen muy chulos en videos pero tengo cierta incompatibilidad vital real ;).
    Petons!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Los patos pequeñitos son una monada! ya me imagino todos los del centro de investigación preocupados por ellos! jajaja
      Debe ser un placer enorme vivir delante de una playa y poder pasear cada mañana por la orilla... Algo similar a lo de tus peces me pasó una vez en Calella (un pueblo de la Costa Brava precioso). Id y yo ese día llevábamos una cámara de fotos sumergible y les hicimos fotos a los peces, jeje
      La anécdota del investigador australiano me ha hecho recordar unos mapas que vi el otro día (sobretodo el núm. 35):
      http://www.upsocl.com/cultura-y-entretencion/35-mapas-que-te-ayudaran-a-darle-sentido-al-mundo/#

      Id también padece de incompatibilidad vital con los gatos, así que por lo visto nunca tendremos uno en casa :(
      Petonets! :)

      Eliminar
  10. Yo quiero un pato de esos, me parecen preciosos y la foto es igualmente preciosa.

    A mi las compras tampoco no me gustan. Pues cuando se trata de comprarme algo yo voy a tiro hecho y punto pero eso de mirar y re-mirar no lo soporto, menudo dolor de pies.

    Un saludo

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Sí, son preciosos :) siempre que voy al río disfruto observándolos.
      En eso de las compras eres como yo; no entiendo como a alguien puede gustarle ir de tienda en tienda solo a mirar, es agotador.

      Saludos! :)

      Eliminar